>Cosas de Deportes

Aventura en kayak: del paseo plácido a la adrenalina de los rápidos

Autor: Comentar
Comparte este artículo
Dotado de una gran e insólita vinculación con el agua, el ser humano ha encontrado distintas vías de deporte donde ésta es la clave principal. Los kayaks, por ejemplo, gozan incontestablemente de la dualidad de la paz y de la adrenalina. Suponiendo, además, grandiosos beneficios tanto para nuestro organismo como para nuestra mente.

Los deportes de aventura

Huelga decir que el deporte es una actividad física indiscutiblemente necesaria para la estabilidad y la salud de nuestro organismo. Pero, además, y aunque muchos lo consideren un grandísimo y cargante esfuerzo, es una oportunidad para pasárselo increíblemente bien. El ingenio humano, que parte a medias del aburrimiento, ha ideado una vasta cantidad de deportes mediante los que competir furiosamente, aumentar el rendimiento físico o incluso relajarse tras una descarga de adrenalina. En este último punto, los deportes de aventura, cada vez más de moda, son una opción ideal para realizar, más que individualmente, entre amigos y familia.

En este ámbito es preciso diferenciar el deporte de riesgo del deporte de aventura. Mientras que el deporte de riesgo consiste en la realización de actividades que lleven literalmente a nuestro cuerpo al límite, los deportes de aventura tienen siempre un cariz de seguridad. Evidentemente, mayor seguridad no se traduce en exclusivamente en un menor riesgo per se, sino que de ello depende también tanto nuestra actitud y noción de capacidad, como nuestro equipo. Tomando un ejemplo, en un mundo más extremo que el piragüismo, disponer de un kayak hinchable de calidad es obligatorio para una seguridad que en modo alguno comprometa la emoción.

Todo tipo de modalidades

A diferencia de la piragua y la canoa, el kayak precisa de uno o más tripulantes en el asiento, sirviéndose de una pala da doble hoja para propulsar la embarcación con mayor maniobrabilidad y velocidad que los ejemplos anteriores. Especialmente, gracias a su diseño más estrecho i ligero en cubierta. Asimismo, existe en distintos tipos. Por un lado, el kayak de río es más corto y aplanado a fin de escurrirse mejor entre pequeños espacios. Por otra parte, el kayak del kayak-pol, deporte con pelota, es de al menos tres metros de longitud, protegido para que no haya daños. Por último, el kayak de aguas bravas es más corto y goza de medios de seguridad contra la posible entrada de agua.  

Habiendo todavía más modelos, destinados a distintas prácticas deportivas, el deporte con kayak es francamente divertido. Pudiendo, simplemente, pasear en familia o entre amigos en una travesía marítima o sobre un río, plácido o furioso, o bien compitiendo en pequeñas y divertidas carreras que, además, nos harán hacer mucho ejercicio. En ese sentido, maniobrar un kayak permite trabajar cada músculo del cuerpo, aumentando el rendimiento y la fuerza, así como la flexibilidad. Todo sin un gran desgaste, dado que su exigencia de fuerza no acostumbra a ser demasiado explosiva. Más allá del cuerpo, el kayak puede también reducir el estrés.

Navegando la calma

Dar un paseo en kayak puede conllevar un agradable momento, lo que reduce de forma considerable los niveles de estrés que a todos nos atacan día a día. En el plano emocional, el kayak también proporciona una gran estabilidad. A pesar de que en un principio pueda parecer frustrante la capacidad de adaptación sobre el agua y dentro de un pequeño compartimento, una vez superado el reto nos concederá equilibrio. Lo que, a su vez, tendrá la capacidad de conferirnos un halo incluso meditativo, un momento de tranquilidad y apaciguamiento mediante el que poner en orden todo cuanto nos circunde insidiosamente la cabeza. Tanto entre seres queridos como de forma individual.

Dentro de España, existen lugares maravillosos para subirse a un kayak y dejarse llevar por la belleza. Recordando que la perspectiva es conmovedoramente distinta encima de un kayak que desde suelo raso, nivelándonos directamente con el aguacapaz de reflejar paisajes únicos. De los sitios más recomendados para recorrer en kayak en España se encuentra el río Ulla en Galicia, así como el río Gállego en Aragón u otros ríos repartidos en Asturias, Huesca, Lleida y Girona. Espléndidos lugares en nuestra propia casa que visitar o navegar al menos una vez en la vida para dejarse sorprender, y encontrar, por la belleza de lo salvaje.

Adrenalina a lomos de un kayak

Lejos de la intención de apaciguamiento sobre el kayak, la modalidad de aguas bravas permite una experiencia completamente distinta a la anterior. Conocido como descenso de ríos, balsismo o rafting, aunque comúnmente realizado con pequeñas balsas, el kayak también tiene cabida en este mundo. Una increíble aventura mediante la que descender frenéticamente por zonas de turbulencia fluvial, los llamados “rápidos”, donde la emoción, e incluso una placentera sensación de pánico, está más que asegurada.

Eso sí, siempre a lomos de un kayak seguro, fiable y de calidad como los ofrecidos por Kayak Online y con casco y otras precauciones de total obligatoriedad. Porque si bien un plácido paseo en kayak puede reorganizar y masajear nuestras mentes, la adrenalina de un rápido descenso requiere de otro tipo de organización y de seguridad. Pero ante todo, sea cual sea la elección final, poner un kayak en nuestras vidas nos asegurará años de diversión y un magnífico repertorio anecdótico de disfrute y pura vida.

Por:
Etiquetas:
Categorías: Especiales


0 Comentarios Enviar un comentario


    Utilizamos cookies propias y de terceros para generar estadísticas de audiencia y mostrar publicidad personalizada analizando tu navegación. Para poder seguir navegando necesitamos que aceptes su uso. más información

    Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

    Cerrar